domingo, 30 de noviembre de 2014

Despedimos los lutos de noviembre con la Amargura


María Santísima de la Amargura, la Dolorosa de la Cofradía del Silencio y Santa Cruz, la que iniciase en Oviedo la tradición tan del sur de vestir a la Virgen de luto.

Año tras año se ha vestido con luto la Reina de la Corte y este año cerramos con Ella este periodo en el que las cofradías ovetenses recuerdan a sus difuntos en diferentes celebraciones y también vistiendo a sus Dolorosas de luto.


Como siempre la belleza de la sencillez son las señas de su vestidor y camarera, nuevamente nuestro reconocimiento.







No hay comentarios:

Publicar un comentario