martes, 21 de enero de 2014

¿Cómo sería un Viernes Santo en Oviedo a finales del XIX?


Pues seguramente en esencia no muy diferente a lo que ahora vivimos, ya que mantener nuestras tradiciones es una de las premisas de las penitenciales de Oviedo.

Pero esta misma pregunta se haría Fernando Méndez-Leite, director de la serie televisiva "La Regenta", para recrear el pasaje en el que doña Ana Ozores sale de penitente en Viernes Santo por las calles de Vetusta. 
El encargado de la dirección artística de la serie fue Gil Parrondo, asturiano, que pensó lógicamente en la talla del Cristo Yacente de San Isidoro y de Nuestra Señora de los Dolores de la misma parroquia. La serie se emitió en 1995, el mismo año que volvía a la calle el Nazareno de Oviedo después de casi medio siglo sin procesiones de Semana Santa en la capital de Asturias.

No existía aun ninguna cofradía de las seis que ahora hay en Oviedo por lo que es muy probable que por este motivo, para la procesión de la serie, se usasen los hábitos de la Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno de Villaviciosa.

Aquí os dejo el fragmento de la serie en la que aparecen el Santo Cristo Yacente y Nuestra Señora de los Dolores llevados en unas tradicionales andas pasando por el Tránsito de Santa Bárbara camino a la Catedral y posteriormente por la Audiencia.


Quien sabe, igual la grabación de estas imágenes por Oviedo y el hecho de volver a ver un paso de Semana Santa  por las calles de "Vetusta" después de llevar mas de 40 años sin ver nada de eso, removió algo que hizo posible que el mismo año del estreno en televisión de esta serie la Semana Santa volviese a celebrarse en Oviedo. En el año 1995 la Semana Santa de Oviedo volvía a las calles con un paso y una cofradía. El paso de Nuestro Padre Jesús Nazareno al que acompañó su hermandad, la Hermandad y Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno de Oviedo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario